Golpe de Calor en un Vehículo

En tan solo unos minutos la temperatura de nuestro vehículo puede aumentar hasta poner en riesgo la vida de una persona. Especialmente, de los niños, si dejamos que se queden en el interior y por el simple hecho de parar en una gasolinera a repostar combustible.

El mismo informe recomienda que, si comprobamos que dentro de un vehículo hay alguna persona que puede sufrir un golpe de calor, debemos avisar al número 911.

Además, se aconseja abrir el coche con seguridad. Por ejemplo, rompiendo el cristal de la ventanilla menos cercana a la persona atrapada.


Para reconocer un golpe de calor, has de fijarte en estos síntomas: fiebre, debilidad, vómitos, mareo, cefalea e, incluso, taquicardia. Debemos tener en cuenta que una temperatura de 20ºC fuera del automóvil aumenta la interior hasta 40ºC e, incluso, podría llegar hasta los 50 o 60ºC. Puede elevarse más (concretamente, hasta los 80ºC) en algunos revestimientos específicos, temperatura que ya produce quemadura.


Prevenir una hipertermia

La forma de prevenir una hipertermia pasa por no dejar a un menor solo dentro del vehículo ni siquiera un minuto y, además, cerrarlo para que no pueda entrar sin nuestra supervisión. Por ejemplo, en una estación de servicios al parar para repostar el vehículo o utilizar algún servicio disponible.


Una gran parte de quienes sufren un golpe de calor es menor de 5 años. Esto es debido a que su aparato respiratorio aún está en desarrollo, lo que hace que sean más indefensos.


Para auxiliar a un niño con hipertermia, debemos tumbarlo boca arriba en un sitio lo más fresco posible, aflojar o quitar ropa apretada, aplicarle paños fríos y darle agua. En cuanto se recupere, se le debe trasladar para que reciba atención médica.


FUENTE: tgas.es

#SALUD #Vehículos

Nuevo Artículo
Artículos recientes
Archivo
Buscar por Tags
No hay tags aún.